A good reason to blog

Dicen las malas lenguas en los mentideros de la capital que “5 millones de parados no son 5 millones de emprendedores”. Y es que, tras madurar lo que ha ocurrido durante la crisis a demasiadas personas (pérdida de empleo, pérdida del subsidio de desempleo, y caída en un vacío difícil de superar), nos hemos dado cuenta de que lo que dicen los manuales de autoayuda no siempre es cierto.

Algunas fórmulas tan manidas como “si quieres, puedes” o “sal de tu área de confort” han llevado a mucha gente a poner en marcha ideas y proyectos que, en otra situación, ni siquiera hubieran valorado. No voy a entrar en casos concretos que seguro cada uno tenemos en mente, pero en este tiempo ya hemos podido ver cuáles de las ideas eran válidas y cuáles no. Y es que, siento tener que recordar esto, pero para poner en marcha un proyecto hace falta una buena motivación, una idea, mucho trabajo, y un soporte económico mínimo. Así es amigos, o al menos así rezan las malas lenguas…

Anuncios